Huele a botiquín (de mala muerte)

domingo, 29 de mayo de 2016



Un bar huele a bochinche,
A camorra y sexo en el baño,
A poetas borrachos y viceversa
Ahogados en terribles alharacas.

Los bares huelen a despechos
y corazones rotos
Remendados con canciones
De Daniel Santos, La Lupe y Jaramillo.

En el botiquín se exhalan verdades
Y se inhala lealtad tanto como coca,
Las mujeres se respetan
Y los hombres no se calan vainas
De equivocados.

Cada mesa es un mundo
Y la barra es la historia con banquitos.

Un bar serio huele a caña y cigarrillo,
Mezclado con amor y odio
Llegada y despedida.

El bar es un confesionario.
La corte y el juzgado,
El consultorio de Freud,
Un manicomio y la iglesia.

Los bares huelen a besos con cervezas,
Perfume con sudor y deseos,
El bar es político y anti policial.
En un bar se bebe y punto.

Centauro Saher

1 comentarios:

estiven naveda dijo...

Aunque es una publicación de 2010, solo hoy hemos podido leer su contenido y gracias a que andabamos buscando Canto a Palestina de Gino Gonzalez y67 nos encontramos con esta joya de poema. Lo compartiremos a los amigos.

Publicar un comentario